Curso "Macarons al milímetro"


De la mano de Belén -del fantástico blog Cupcakes a gogó- este verano he tenido la suerte de asistir al curso online de macarons que se imparte desde La Tallerería de MEUG.

La verdad es que antes de este curso jamás hubiera podido imaginar la cantidad de cosas que pueden aprenderse en un curso no presencial y creo que ese es el secreto de estos cursos: que estás en tu casa, con tus herramientas, tu horno y lo haces a tu ritmo.


El paso a paso al completo del complicado arte de los macarons se hace menos difícil tras pasar por este curso. Desde el punto del merengue, pasando por el macaronage y el secado, hasta el delicado momento del horno, recibes una información completísima y personalizada para obtener los mejores resultados.

Macarons de queso crema y cerezas

Yo lo aconsejo ciegamente a cualquiera que haya probado a hacer macarons de forma autodidacta y no siempre le hayan salido (como era mi caso), a quienes casi han tirado la toalla y desde luego a cualquiera que desee aprender a hacer macarons, porque vale la pena!

Macarons de violeta, paso a paso
Macarons de violeta
Quiero agradecer a "mi Sensei" Belén todo lo que nos ha enseñado, que ha sido mucho y muy bien.
Por su generosidad compartiendo todo lo que sabe, su paciencia, sus consejos y sus tips impagables.
Por todas las ideas que nos ha dado y las estupendas recetas que ha puesto a nuestro alcance.

Macarons de café rellenos de SMBC de moka

También ha permitido la improvisación a partir de sus recetas. Por ejemplo, hice esto con los macarons de chocolate: los rellené de crema gianduia y praline de avellanas, los cubrí de choco fundido y un topping de avellanas picaditas... qué buenos!!!
De no haber sido por sus recetas, no habría dado con este invento!

Macarons "Ferrero Rocher"
Macarons de chocolate rellenos de crema gianduia y praline de avellanas

Gracias a este curso también me he atrevido con macarons de formas diferentes que llevaba tiempo soñando con hacer.

Macarons en forma de helado

He perfeccionado mucho mis macarons y su decoración, como éstos con glasa real y florecitas de fondant blanco. Creo que quedan más espectaculares que muchas de las galletas decoradas que he hecho!

Macarons de chocolate rellenos de ganache de chocolate blanco y praline de avellanas


Así que ya lo sabéis, animaros a hacer algún curso online porque si se aprovecha bien los resultados son muy gratificantes y además de aprender -por esto si fuera poco- se conoce a gente estupenda.


Macarons con forma de helado {Receta y video tutorial}


Hoy os traigo la receta, la plantilla y el vídeo tutorial para hacer estos veraniegos y encantadores macarons con forma de helado. Después de casi dos meses sin publicar nada, aprovecho las vacaciones para actualizar un poco el blog... que lo tengo "abandonao"!!!

La idea original la vi en el blog rapsberricupcakes, que os invito a visitar porque tiene unas ideas buenísimas, unas fotos estupendas y unas recetas magistrales!
En este caso la receta que he usado para hacer los macarons no es la que ella publica, sino la que más uso yo últimamente.


Para conseguir macarons con esta forma pensé que era mejor hacer una plantilla con los cucuruchos ya dibujados. De esta manera salen todos iguales y es más fácil emparejarlos.
Puedes descargar mi pantilla en este enlace. Está alojada en Drive, puedes imprimirla directamente desde allí o descargar en tu ordenador.
Deberás imprimir dos plantillas por bandeja. Yo suelo unir los dos folios con cinta adhesiva aunque también es buena idea plastificar las plantillas para que te duren más tiempo.


Los macarons están hechos con merengue francés. He usado la receta que mejor me funciona a mí con ese merengue, pero seguro que pueden hacerse con cualquier otra receta de macarons.

Macarons con forma de helado

Ingredientes: {para aproximadamente 28-30 coquilles, 14-15 macarons}
  • 60 gr. de claras de huevo
  • 60 gr. de almendra molida
  • 110 gr. de azúcar glas
  • 20 gr. de azúcar normal
  • 1 cucharadita de cacao puro en polvo (Hershey's o Valor)
  • Colorante rosa, en gel o en pasta (Deep Pink de Americolor o Claret de Sugarflair)

Antes de empezar, prepara dos mangas pasteleras. Una de ellas con una boquilla Wilton nº4 y la otra con una boquilla de 1 cm. de diámetro.
Prepara también un par de bandejas de horno con tapetes de silpat o teflón o con papel de horno para cubrirlas.

Mezclar la almendra molida y el azúcar glas. Triturar la mezcla en una picadora o en Thermomix hasta conseguir un polvo fino. Tamizar y reservar.
En caso de no contar con ningún procesador de alimentos, tamizar varias veces la mezcla.

Montar las claras con las varillas eléctricas en un bol amplio. Primero bate un par de minutos a baja velocidad hasta que espumen. Añadir entonces el azúcar normal y seguir montando las claras a más velocidad hasta conseguir un merengue firme, como espuma de afeitar.

Añadir al merengue la mitad de la mezcla de glas y almendra que teníamos reservada y comenzar con el macaronage. 
Añadir la otra mitad y seguir integrando con movimientos envolventes.

Cuando casi hayas llegado al "punto de lava", separa en otro bol 1/3 de la masa y añade en ese tercio la cucharadita de cacao en polvo, tamizando. Continúa con el macaronage en esta porción de masa hasta que obtengas la consistencia correcta.
Esta parte de la masa será la que usemos para hacer los conos del helado. Llena con ella la manga que habías preparado con la boquilla del nº4.

A los 2/3 de la masa restantes, añádele unas gotas de colorante rosa. Sigue con el macaronage hasta que hayas alcanzado la consistencia correcta también. Vierte esta masa en la otra manga pastelera, la que tiene la boquilla de 1 cm. de diámetro.


Coloca sobre una de las bandejas la plantilla y sobre ella el tapete o el papel de horno.
Ahora viene lo divertido! Para que veas cómo formar los macarons, he hecho este breve vídeo:


Una vez formados los macarons, golpea las bandejas sobre la mesa para quitar las posibles burbujas y deja secar entre 30 minutos y 1 hora. Dependerá del tiempo, la humedad y/o la consistencia de tu masa.


Cuando se hayan secado por completo, hornea a 150ºC durante 12 minutos. Esta temperatura y tiempo son orientativos, porque dependerá de la consistencia de tu masa, del tamaño de tus macarons y sobre todo de tu horno!


Una vez sacados del horno, deja que se enfríen completamente antes de despegarlos. Guarda en la nevera unas 24 horas para que reposen.

Puedes decorarlos por ambas caras o como yo, solo decorar la coquille de arriba. Puedes rellenarlos y decorar después. Yo personalmente los rellené antes de decorarlos.

Para el relleno:

  • 150 gr. de chocolate blanco de cobertura
  • 75 gr. de nata para montar (35% materia grasa)
  • 1 cucharadita de postre de pasta de fresitas silvestres de Home Chef
  • Unas gotas de colorante rosa
Trocear el chocolate en un bol y reservar.
Poner la nata en un cazo y calentar a fuego medio. Cuando la nata llegue al punto de ebullición (que no llegue a hervir), retirar del fuego y añadir al chocolate. Remover hasta que el chocolate se funda por completo.
Añadir entonces la pasta de fresas y el colorante. Integrar bien la mezcla.
Dejar enfriar para que adquiera consistencia. Rellenar los macarons con la ayuda de una manga y una boquilla.


Para la decoración:
  • Fideos de colores
  • Bolitas de chocolate de colores o bolitas de fondant rojo
  • Rotulador comestible marrón, preferiblemente de punta fina
  • Pegamento comestible y pincel
Dibuja sobre los conos de helado una cuadrícula con el rotulador de punta fina.
Con un pincel, poner una pequeña cantidad de pegamento comestible sobre la zona donde queramos pegar los fideos de colores. Puedes verter los fideos en un plato y apoyar el macaron para que se peguen o bien espolvorear los fideos sobre la zona que hayas pincelado.
Pegar también las bolitas de colores o de fondant rojo sobre "el helado".

Espero que te hayan gustado el tutorial y la receta.
Feliz verano!

Primera Comunión de Jorge


El sábado 17 de Mayo celebramos la primera comunión de mi sobrino Jorge y mi cuñada me había pedido que le ayudara a preparar algunos detalles de la comunión.
En concreto me encargó que diseñara las invitaciones y los recordatorios. Una mañana se vino a casa y entre las dos decidimos el diseño, los colores, la tipografía y los textos.

Invitación
Recordatorio

También diseñé las etiquetas para decorar los detalles y por supuesto, me encargó galletas decoradas para regalar a los invitados al banquete. Ni que decir tiene que me ha hecho muchísima ilusión.


Hice mi receta habitual de galletas de mantequilla y usé el precioso cortador de niño de comunión de Julia {Postreadicción} que me parece un diseño muy moderno y elegante y permite realizar una decoración más estilosa que en del niño de Wilton que usaba antes. Además hace una galleta de un tamaño perfecto como regalo. Concretamente las mías ya horneadas tenían unas medidas de 14x5 cm.
Como siempre las decoré con glasa real (esta vez de albúmina) y gracias a la ayuda inestimable del deshidratador logré terminar mi pequeño ejército de comulgantes en solo tres tardes. Antes con los tiempos de secado esto hubiera sido impensable!

Ejército preparado para embolsar

Tanto el diseño en Photoshop para las invitaciones, recordatorios y etiquetas, como la decoración de las galletas, está basada en el traje que iba a llevar mi sobrino en su gran día y desde luego intenté que se pareciera un poquito a él... lo cierto es que tengo un sobrino muy guapo y no es pasión de tía! ;-)


Usé además rotulador comestible para pintar las caritas y polvos en tono rosa para los coloretes.
Aunque en algunas fotos no se aprecia bien, el crucifijo y la cadena están pintadas en plateado.

Para conseguir volúmenes decoré el niño por partes. Primero la cara, el fondo de la chaqueta y los zapatos, y después de pasar por el deshidratador unos minutos hice los pantalones, el pelo, las manitas y las solapas del traje marinero. En ningún momento use glasa de delineado para decorar estas zonas de la galleta.


Una vez secas del todo, pinté las caritas y añadí los últimos detalles, esta vez si, con glasa de delineado.
Listos para embolsar!


Para cerrar las bolsitas de celofán utilicé baker twine en color gris plata y blanco (como era el traje de mi sobrino) y colgué de él las etiquetas recortadas con una troqueladora ovalada y festoneada de 5 cm.


Para regalar a los profesores de mi sobrino mi cuñada me pidió también unos macarons y como no era sencillo encontrar cajitas de macarons personalizables, decidí diseñar una caja en Photoshop y este fue el resultado:


En la cajita caben 8 macarons de tamaño normal e hice macarons de 8 sabores y colores diferentes para la ocasión:
  1. Limón
  2. Capuccino
  3. Chocolate con leche y fruta de pasión
  4. Flor de azahar
  5. Vainilla
  6. Pistacho
  7. Fresa
  8. Violeta


La cajita va decorada con cinta de raso blanca y una de las etiquetas ovaladas como las de las bolsas de galletas.

En esta foto se me olvidó colocar el macaron de violeta :(

Como podéis imaginar estoy muy contenta de haber podido contribuir en este acontecimiento tan especial para mi sobrino y ha sido muy bonito que mi cuñada Elena me confiara esta tarea.
Creo que todo ha salido muy bien, porque además pasamos un día en familia estupendo y el "comulgante" disfrutó como un enano.
¡Para mí ha sido todo un placer!